FUNERAL DE SENTIMIENTOS

amor, tristeza
 Poema al azar
Publicado por:
JORGE CAUSIL
Ver biografia completa

Por: Jorge E. CausiL

 

Se ha nublado el cielo, porque no estas,

Se marchitaron las flores por tu hermosura,

Se enturbio el agua cristalina y pura,

Y enmudeció el mundo al ver que te vas.

 

Mas el sollozo de mi imaginación,

Anhela tu presencia  impía,

La luz taciturna de la luna aclama,

Lo que pareciese ser Alejandría.

Un imperio de trolls me atacan,

Desde mi imaginación calcinada,

Cuando tus ojos se opacan,

Por el calor que de mí emana.

 

Oh! Miserable vida

Porque he de llevar esta carga,

Porque tan bruscamente me la arrebatas,

Sin saber sabiendo que la amaba.

 

Lagrimas fluyen por mis mejillas,

Cual rio fluye entre las rocas,

Al recordar momentos felices,

Ahora mi alma se disloca…

 

Ahora soy un lobo aullando de dolor en la oscuridad,

Reclamándole a la luna porque te fuiste,

Como si ella fuese la culpable de mi dolor,

Y de lamentar mí tormento ya que no existes…

 

Pero en mi corazón siempre estarás

Más viva que la vida misma

Esperando también mi partida

Para juntos poder volar…

 

Aunque siendo sincero,

Creo que no lo lograré,

Porque tú ahora eres un ángel,

Y yo jamás lo seré

¿Quieres saber porque?

Porque en vida no te valoré…

Ahora puedo decir con certeza que te amo,

Y aunque ahora no estés,

Siempre lo voy a hacer….

 

FUNERAL DE SENTIMIENTOS
Se habla de:                         

Enviar poema

Acerca del autor



JORGE CAUSIL
Escritor(a) en laspoesias.com
Ver biografia completa
Poemas publicados: 3
Cómo mostrar mi imagen

Poemas recomendados


¿Qué sera del sol?

¿Qué se volverá el sol que me mira ahora? ¿Quién seré yo cuando este se vaya lejos? Sé que solo quedara calidez por un momento Y tal vez quede un recuerdo para la eternidad.   Si eso no es suficiente


Depresión

caer postrado en aquella cama ante el dulce aroma de tu cien para después poder besarte caigo ante tu bella presencia después pienso que no soy digno de poder hablar con un ángel tu, eres libre como una mariposa y


PEDACITOS DE MÍ (La donacion de Organos)

  En un santiamén  me volví briza suave, Y percibí que ya estaba en otro plano, Que mi cuerpo sin vida yacía en el  suelo e insistía con ahincó: me pudieran ver.  al comprender la gravedad de mi estado, y