¡ERA YO UN GRAN ÁRBOL!

otros poemas, valores
 Poema al azar
Publicado por:
POETA EICHELBERGER
Ver biografia completa

-¡Era yo  un gran árbol tan lleno de vida!,

 tan seguro y firme ¡yo crecía!

Abrazaba mis raíces  la tierra colorada,

donde había nacido ¡ Misiones querida!,

todo era perfecto ¡ y mi Madre me amaba!.

 

-Eran  mis  gajos y tallos fuertes, ¡y mis hojas verdes!

con bellas  flores que adornaban mi copa…

y mis amplias sombras ¡ el techo de las aves del cielo!

donde descansaban después  de sus  largos vuelos.

 

-Era yo un gran árbol, ¡y mis hijos  Nacían  …

de mis semillas  caídas sobre el suelo,

 sobre el suelo Fértil del bosque donde vivía,

 con su brote yo creía que…¡mi raza no moriría!

Pero todo termino con mi gloriosa  vida.

 -Era yo un gran árbol ¡me despertaron  los ruidos!

 de camiones y máquinas que llegaban a….

arrasar con todo y de paso con migo .

no sirvió de nada toda mi belleza, todo mi verdor,

y la sombra que mis   gajos  daban a mi alrededor,

-Era yo un gran árbol ¡terminaron con mi especie!

Y con todo lo que  fue algún día  un tupido bosque,

de mis  hojas caían gotas enormes ,

creían que era agua de lluvias pasadas

pero sus cortes me dolían y  yo …¡ lloraba!.

 

-Era yo un gran árbol   ¡ y me arrancaron  la vida!,

 la savia emanada de mis  tallos  y gajos

no era más que sangre verde que corrían por mis brazos

 que  desprendidas de mis venas ¡de árbol  que sufría!

.

-Era yo un gran  árbol y me despedí  ¡adiós verde bosque!,

 adiós cielo azul,  adiós a aquellos que se refugiaban…

 bajo  de mi sombra y disfrutaban de la belleza de mis flores, 

y adiós a los  enamorados que jugaban a esconderse detrás mí,

en fin ¡adiós a todos los que hice feliz con mi existir!.

 

 

 

 

 

¡ERA YO UN GRAN ÁRBOL!

Enviar poema

Acerca del autor



POETA EICHELBERGER
Escritor(a) en laspoesias.com
Ver biografia completa
Poemas publicados: 13
Cómo mostrar mi imagen

Poemas recomendados


Persistencia de la lucha

PERSISTENCIA DE LA LUCHA ¿Cómo dejar de sentir esto que siento? ¿Cómo aniquilarme hasta el final? Dejo mi alma al infierno, dejo mis delitos a un perdón. Si yo pudiera ser un pájaro, disipar las tinieblas, me alejaría por un


El mal discipulo

NO QUIERO SER UN DISCIPULO, me caigo a lo tonto, a lo estúpido; no quiero volar por los aires, de noche, cuando en el lecho reposan mis átomos. No quiero blandir una espada ni poner semen en los ojos, candela,


El amor y la felicidad

LA FELICIDAD NO ES TU CUERPO, no son tus manos, no son tus ojos. Es bueno, sí, que estés junto a mí, que me mires con los ojos cerrados, que yo te palpe con mis manos invisibles. ¿Qué sería si