LÍBIDO IDÍLICO


Tu mirada sensual y furtiva

desorientó mi brújula

y reescribió mi bitácora

en un crepúsculo sin luciérnagas;

desde entonces vivo perdido en el laberinto

de un idilio imaginario y obsesivo.

 

Duermo para imaginarte,

por gritar tu nombre prohibido

desde mis sueños,

desesperadamente.

Duermo para esculpir tu cuerpo vivo,

en la arena de una playa ignota,

y sentirte solo mía en el intenso rumor de las olas

de un mar, también, lejano y desconocido.

 

Hoy volví a cerrar los ojos para soñarte,

y me quedé dormido, inútilmente.

LÍBIDO IDÍLICO

Las poesías
Escritor(a) en laspoesias.com
Ver biografia
Poemas publicados: 332
Cómo mostrar mi imagen
Ocho luces
Adrián Báez Rojas
PINCELES PARALELOS
JoelFortunato
COMPLEJIDADES
Las poesías


Siguiente Acróstico al azar